Todo lo que necesitas saber sobre el pan

En este artículo compañer@s, vamos a aclarar varias preguntas que muchas personas se hacen sobre este alimento. En entradas anteriores, comentamos los inconvenientes de ingerir pan blanco, y hoy queremos aprovechar para responder a la mayoría de las preguntas sobre el pan en general. Intentaremos ser lo más claros, objetivos y breves posibles. Despúes que cada uno saque sus conclusiones.

Descubre todas las preguntas sobre el pan

¿Qué diferencia hay entre el pan blanco y el pan integral?

Principalmente la calidad nutritiva, siempre y cuando el pan integral sea de calidad. El pan integral que te venden en el supermercado o la típica panadería de barrio no es pan integral. Si el pan integral es de calidad, que lo podéis encontrar en tiendas de naturopatía y herboristerías, es más rico en aminoácidos esenciales, más rico en minerales, tiene más contenido de fibra (alrededor de 10 gramos por cada 100 de pan) y facilita el tránsito intestinal. El pan integral falso tan sólo tiene entre un 5 y un 10 por ciento de harina integral y gran parte de los cereales que se le añaden no están enteros, por lo tanto carecen de muchos nutrientes esenciales. Además, algunas panaderías lo que hacen es tostarlo un poquito para que coja un color pardo y hacernos creer que es pan integral.

¿El pan blanco engorda?

Si que engorda, y bastante además. El pan, sobre todo el blanco, es un alimento pobre en nutrientes, a diferencia de lo que se creen algunos. Básicamente lo que comemos cuando comemos pan es gluten y almidón. Además de todo esto, si lo mezclamos con otro alimento, sobre todo con carnes, dificultaremos el proceso digestivo. El almidón, que muchos lo dudan, no es otra cosa que azúcar. No queremos decir que sea malo, pero es una información importante para aquéllos que no quieran coger kilos de más. La harina refinada del pan blanco provoca una respuesta insulínica bastante pronunciada, es más, gran cantidad de personas que practican regímenes de adelgazamiento, notan una mejoría impresionante cuando se quitan el pan.

¿El pan integral engorda?

Si engorda, aunque los inconvenientes que tiene el pan blanco no los tiene el pan integral. El pan integral de calidad, no el falso, tiene más nutrientes, por tanto más calorías. Este pequeño inconveniente para algunos, que en realidad son beneficios, puede verse contrarrestado por su alto contenido en fibra que favorece el tránsito intestinal y reduce el estreñimiento. Es importante recordar que si lo mezclamos con proteínas de origen animal, sus beneficios a nivel intestinal pueden verse disminuidos.

¿El pan tiene todos los aminoácidos que necesitamos?

No. El pan incluso el integral, no aporta todos los aminoácidos esenciales que nuestro organismo necesita. Contiene gran cantidad de aminoácidos, pero es pobre en alguno de ellos, como la lisina, la metionina y el triptófano. Si el pan es blanco, el porcentaje de aminoácidos es mucho más pequeño.

¿Que pan sería el más recomendable?

Desde Gama Natural, aunque existan muchos panes, recomendamos panes integrales de calidad. Reducir sobre todo los que lleven trigo incorporado, principalmente por su contenido en gluten. Exceptuando el pan ezequiel o pan esenio. Hay también panes muy buenos elaborados con harina de arroz integral que incluyen en su corteza semillas de sésamo, muy ricas en calcio y oligolementos. El pan de maizena o con harina de maíz queda descartado.

¿Cuál es la razón por la que muchos profesionales de medicina alternativa desaconsejan el pan?

Como bien dijimos en artículos anteriores, se debe entre otras razones, por su contenido en gluten. El gluten es un conjunto de proteínas compuestas por gliadina y glutenina. El 80 por ciento de las proteinas del trigo son gluten. Algunos cereales como la cebada, el centeno y la avena, aunque tengan menor proporción de esta proteína, contienen algunas proteínas que se comportan como el gluten, como por ejemplo la hordeína de la cebada. El gluten no es necesario para la vida y podemos prescindir de él perfectamente. Este conjunto de proteínas se comportan como agentes aglutinantes dentro del intestino, aglutinar puede definirse también como pegar, adherir o consolidar. Pueden aglutinarse a células epiteliales del intestino, favoreciendo una excesiva permeabilidad y produciendo una disociación enterocítica (las células del intestino denominadas enterocitos, se separan demasiado y facilitan la entrada de bacterias y péptidos no hidrolizados que pueden provocar patologiás de ensuciamiento, como alergias y rinitis, deprimen el sistema inmunitario y lo hacen más vulnerable frente a futuras enfermedades).

Otro de los motivos, es a causa de la industrialización, que para abaratar costes de producción, añaden al pan aditivos innecesarios y lo elaboran con harinas refinadas de pobre calidad.

Entonces, ¿por qué los médicos recomiendan comer pan?

Es cierto que el pan supone la base alimenticia de muchas familias. Existen muchos médicos que no tienen amplios conocimientos de bioquímica y nutrición celular, por lo que desconocen como se comportan algunos alimentos dentro de nuestro cuerpo. Aunque muchos de ellos ya se están dando cuenta de que algunos alimentos como el pan blanco no son tan beneficiosos, quedan algunos que siguen teniendo la fe de que es un alimento muy nutritivo y que todos deberíamos consumir. Recordemos también, que el pan respresenta un símbolo religioso en muchas culturas, sobre todo la católica, un aspecto en el que no nos meteremos.

¿Cómo puedo sustituir el pan?

A diferencia de los lácteos, que podemos prescindir de ellos sin tener que buscar ningún sustituto, en el caso del pan, somos partidarios de no eliminarlo por completo de la dieta. Pero claro, lo ideal es comer pan integral de calidad y reducir todo lo que se pueda aquéllos elaborados con harina de maiz o de trigo. En familias con pocos recursos económicos, es totalmente comprensible que no puedan consumir productos de origen natural y que no hayan sido muy manipulados. No todos podemos acceder a este tipo de alimentos.

Si no soy intolerante al gluten, ¿el pan puede producirme daño en el organismo?

Claro que no. En personas sanas, el pan no supone ningún tipo de inconveniente mientras no se abuse de su consumo. La gran incidencia de celiaquía viene precedida en gran parte por factores genéticos, pero no por tener familiares celíacos va a determinar que nosotros vayamos a sufrir el mismo problema. Por desgracia, el porcentaje de personas celíacas se ha incrementado mucho en los últimos años, en gran parte porque los niños abusan de productos ricos en gluten a edades tempranas sin que sus sistemas digestivos se hayan desarrollado por completo. Otra razón es que la excesiva industrialización ha provocado que gran cantidad de alimentos que consumimos lleven gluten añadido, lo que incrementa la ingesta diaria total de esta proteina.

¿El pan tostado produce gases?

Este pregunta se la hacen muchas personas, pero en realidad no existe ninguna evidencia científica que lo sostenga. Además el pan tostado, es más fácil de digerir para nuestro sistema digestivo, a diferencia del pan normal. Lo que produce gases es el gluten, pues gran mayoría de personas aunque no sean celíacas, el gluten no les sienta bien y deberían de restringirlo de su dieta. Como el gluten no se digiere bien, pasa por el intestino sin ser digerido dificultando el tránsito intestinal. Además de esto, puede provocar alergias, asma, dermatitis, síndrome de colon irritable y enfermedad de Khron.

¿El pan tostado tiene menos nutrientes que el pan normal?

Depende de la cocción que le demos, si nos pasamos un poco con el tostado algunos aminoácidos y parte de la vitamina B1 se pierden.

¿El pan blanco estriñe?

Si estriñe, en gran parte se explica por su contenido en gluten y porque está elaborado con harinas y cereales refinados que carecen prácticamente de fibra.

¿El pan aumenta la ácidez?

Si la aumenta, el pan es uno de los alimentos más acidificantes que existen. Aunque nuestro cuerpo dispone de gran cantidad de medios para combatir la acidez, es cierto que una excesiva ácidez puede provocar irritaciones intestinales, ácidez gástrica, estreñimiento y dispepsia. Es importante saber, que una de las herramientas que nuestro cuerpo utiliza para regular la acidez es mediante efecto tampón, cogiendo para ello gran cantidad de minerales, muy abundantes en nuestros huesos.

 

Esperamos que os sirva de ayuda y que gran parte de las preguntas relacionadas con el pan queden resueltas, recordad apostad por pan integral auténtico elaborado con levadura madre y harinas ecológicas, de esa manera estaremos comiendo un alimento completo y nutritivo. Si tenéis cualquier tipo de duda o alguna pregunta más os agradeceríamos que lo pusiérais abajo en los comentarios.

Gracias compañer@s

5 comentarios en “Todo lo que necesitas saber sobre el pan

    • Hola Sergio, es cierto que no lo hemos matizado, pero nos referimos a las dos, tanto la metabolica como la gástrica. No todas las personas sufren acidez cuando comen pan. No obstante la acidez metabolica se produce en cualquier organismo, pero no es nada preocupante en este caso en particular. Gracias por tu comentario

    • Más saludable que el de trigo si es, pero al igual que un pan convencional el de maizena sigue siendo refinado, sin olvidar que el maíz también es un cereal que se ha desvirtuado mucho en los últimos años por su enorme susceptibilidad a las modificaciones agrícolas que sufre. Los cultivos transgénicos y el abuso de fertilizantes perjudican la integridad del cereal, además el maíz, como el trigo, es un cereal predilecto por los ataques de hongos como Fumaria, que lo infectan con micotoxinas que ingerimos posteriormente cuando se consume, a pesar del refinado que sufre el maíz, algunas quedan intactas. Es más recomendable el pan de centeno, espelta o de arroz.

Deja un comentario